Connect with us

Opinión

Sospechosos comunes

Publicado

el

En menos de seis meses, familiares directos del presidente Humala han muerto, han sido desvalijados en su departamento o secuestrados hasta en la pacífica Suiza.



No me voy a referir aquí al hecho que ha puesto al ministro de Economía en la picota y al gobierno en apuros. Mañana me referiré al tema en mi columna de El Comercio. Solo diré que para mí es incomprensible que un ministro —quien exhibiendo un perfil bajo tiene todas las de ganar— sea tan mal asesorado que tenga la idea de que es una suerte de necesidad salir a hablar y a dar entrevistas a profusión.

Porque es en las entrevistas que los que carecen de la mínima experiencia política tienen siempre todas las de perder. Así ha sido: PPK se lavó las manos con lo de la denuncia de su ministro para, de paso, decir que la situación económica del Perú era buena y no el desastre que, según decía decía aquel, nos dejó Humala. Lo desautorizó y lo dejó muy mal parado. De paso, arruinó la candidatura de Luis Miguel Castilla a la CAF, favorito de Cecilia Blume.

Pero mi tema de hoy es uno que ha pasado sin mayor comentario y que merece uno. 

Se trata de la noticia que llega de Suiza —uno de los países que tiene la tasa más baja de criminalidad y violencia en el mundo— y que da cuenta de que Ivoska Humala, la hermana del expresidente de la República, fue secuestrada en su domicilio del cantón de Solothurn, maniatada junto a varios familiares. El hecho delictivo se produjo a mano armada pero los secuestradores no robaron nada, aunque es casi seguro que buscaban algo, pues según el informe policial dejaron un forado en una de las paredes de la casa. Esto sucedió en mayo de este año.

En enero de este mismo año, el hijo de Ivoska Humala y sobrino del presidente desapareció para ser encontrado muerto luego de más de 45 días en la morgue central de Lima. Las circunstancias extrañas de su deceso se adjudicaron a un accidente desafortunado aunque nadie puede explicarse cómo el pariente carnal del hombre más poderoso del Perú pudo estar desaparecido tanto tiempo para luego ser encontrado muerto.

Finalmente, en junio de este año, a pocos días de dejar el poder el hermano menor del presidente, Alexis Humala, denunció el robo de su departamento y la desaparición de documentación privada.

Estos hechos solo pueden interpretarse de dos maneras. 

1. La familia Humala tiene el signo de familias como los Kennedy o los Onasis cuyos miembros sufren finales trágicos, solo que en lugar de producirse en el lapso de años se producen en el transcurso de 6 meses; o,

2. La familia del expresidente tiene algún problema con una organización mafiosa, lo que explicaría la sucesión de hechos violentos que han involucrado la libertad, seguridad y la vida de su familia más directa. Ta vez esa sea la razón por la que antes de irse se cambiaron los protocolos de seguridad para familiares de los expresidentes y se los extendió a casi toda su parentela cercana.

Aquí hay algo que se pudre o los Humala tienen muy, pero muy mala suerte.  

Seguir leyendo
Click para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Opinión

Lo que dicen las AFP no es verdad

Seguir leyendo

Opinión

A sangre y fuego

Seguir leyendo

Opinión

AFP: En la cancha del Congreso

Seguir leyendo

Tendencias

Director: Ricardo Vásquez Kunze.


Contacto: [email protected]litico.pe

Copyright © 2019 Todos los derechos reservados a favor de Político.pe. Aviso Legal. Desarrollado por Smart! Grupo Creativo