Connect with us

Opinión

¡Sabes menos que cronista de fútbol!

Publicado

el

El Congreso, en un enorme esfuerzo intelectual, se ha planteado el reto de ser el primero en derrotar a la FIFA.



Nos informan que el deprimente Congreso de la República ha emprendido, con enorme esfuerzo intelectual, una investigación científica forense al presidente de la FPF Manuel Burga. Como suele ocurrir en todos estos casos periodísticamente mediáticos, perdón, emblemáticos, se ha solicitado la creación de una comisión investigadora ad hoc, levantamiento de secreto bancario y la no menos importante contratación de expertos en criminología (¿tal vez, entre ellos, algún actor de CSI?), quienes ofrecerán una charla magistral en el hemiciclo Raúl Porras Barrenechea y una conferencia de prensa en el Salón de los Pasos Perdidos sobre ‘los inesperados alcances del crimen futbolístico’.

Para los estudiosos de las estadísticas asociadas, resultaría saludable anotar que, en cuanto a percepción ciudadana, nuestro Congreso está un poco más arriba que Burga: si el primero tiene 89,6% de desaprobación nacional, el directivo de la Videna tiene 93,2% de rechazo. Sin embargo, aquello no otorga la mínima legitimidad ética de los parlamentarios pues debemos sumarle un pequeño pero significativo detalle: mientras que la FPF es una institución civil administrada con dinero exclusivamente privado, el funcionamiento congresal proviene del generoso aporte de nuestros tributos.

Sin la intención de bañar esta nota de pesimismo radical, mal agüero o vaticinios depresivos (¡qué va!), debemos mencionar que la demoledora casuística de la historia universal ha dejado sentado el hecho de que no ha existido hasta la fecha ningún político que haya podido derrotar a la FIFA. En efecto: la indestructible entidad con sede en Suiza ha sido más poderosa que Adolf Hitler y Joseph Stalin en la época de la Segunda Guerra Mundial, que George W. Bush durante la invasión de EE. UU. a Irak y, más recientemente, indestructible frente a presidentes latinoamericanos como el pintoresco uruguayo Pepe Mujica y el destacado colombiano Juan Manuel Santos.

¿Alguien en su sano juicio o fuera de los efectos de cierto alucinógeno cree que existe la posibilidad de que un grupete de políticos de este lado del globo pueda originar, a la distancia, algo más que una inequívoca sonrisa de desprecio en el máximo órgano rector del fútbol mundial? Corren las apuestas.

Seguir leyendo
Click para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Opinión

¡Presidente, no juegue más!

Seguir leyendo

Opinión

¿Y por qué no hablamos del “adelanto” de la “repartija” de “mermelada”?

Seguir leyendo

Opinión

#LoMásLeído: La víspera de Keiko

Seguir leyendo

Tendencias

Director: Ricardo Vásquez Kunze.


Contacto: [email protected]

Copyright © 2019 Todos los derechos reservados a favor de Político.pe. Aviso Legal. Desarrollado por Smart! Grupo Creativo