Connect with us

Opinión

¡Qué tal lavada de manos!

Publicado

el

La demagogia e hipocresía del "voto crítico"



A ver, elector, las cosas claras. Tú que estás convencido de no votar por Keiko solo tienes dos escenarios posibles:

1. Votas por PPK y PPK hace un buen gobierno: ¡qué bacán! Ganó el Perú gracias a tu voto.

2. Votas por PPK y PPK es una decepción: ¡piña! Te quemaste con PPK; así de simple.

Porque de eso se trata el voto, de asumir una RESPONSABILIDAD. Y qué pena que haya peruanos que no quieran asumirla… ¡y qué encima pretendan convertirse en líderes políticos! Hoy enarbolan la innovadora categoría de “voto crítico” para curarse en salud, por si las moscas.

Dice Julio Guzmán, por ejemplo, que ha optado por ese tipo de voto porque considera que “las propuestas del señor Kuczynski no van a contribuir a que el Perú progrese”. Por su parte, Jorge Rodríguez, promotor de la marcha No a Keiko, demanda “un voto crítico, con sus demandas, con sus propuestas, planteando su posición. La ambigüedad y la confusión desmovilizan…”

“Ambigüedad”, dice. ¿Acaso hay algo más ambiguo que ese bendito voto? Claro, de esta manera se guardan el recurso de decir, si hace falta: “Por si acaso yo no avalaba todo, ¿ah? Yo dije que mi voto era crítico”.  

Pero ya que estamos en plan creativo (perdonen el asombro, yo pensé que se trataba de elegir entre opciones, no de inventar nuevas), ¿por qué no se les ocurrió la del “voto dialogante”? Digo, resultaría más constructivo para el Perú, ¿no creen?

El voto es a secas. Punto. Eso del “voto crítico” no es más que PURA DEMAGOGIA. Aquí no hay matices; los matices los inventan ciertos “líderes” a los que hoy por hoy les gana el miedo a que, dentro de cinco años, se les eche esto en cara y nuevamente frustren sus ambiciones políticas.

En resumen: una completa lavada de manos.

Ya Vero se dejó de ambigüedades. Barne, ¿where are you? Qué pena por quienes creyeron que la agenda de algunos candidatos era el Perú y no, simplemente, hacerse del poder. No hay otra explicación para su indefinición y su silencio. Si realmente piensan que Keiko Fujimori en la presidencia es lo peor que le puede suceder al país, no actúen ahora calculando los efectos en su candidatura de 2021.

Cómprense el pleito ya.

Seguir leyendo
Click para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Opinión

Expreso revela “la conexión humalista” de Maximiliano Aguiar

Seguir leyendo

Opinión

Hace rato que el fusible se fundió

Seguir leyendo

Opinión

La historieta del golpe de Estado

Seguir leyendo

Tendencias

Director: Ricardo Vásquez Kunze.


Contacto: [email protected]

Copyright © 2019 Todos los derechos reservados a favor de Político.pe. Aviso Legal. Desarrollado por Smart! Grupo Creativo