Connect with us

Opinión

Por qué se habla de desgobierno y por qué esto parece abandono de funciones

Publicado

el

Hace casi dos meses Arequipa está en paro, al que se han sumado las paralizaciones intermitentes en Moquegua y Puno. En La Libertad han quemado un bus de la policía y cinco patrulleros. Hace unas horas, mineros ingresaron al Ministerio de Trabajo y rompieron puertas y ventanas: desgobierno total.



Arequipa está en paro hace casi dos meses y a este se han sumado, por distintas razones, las paralizaciones intermitentes en Moquegua y Puno. Recientemente, durante un desalojo en La Libertad han quemado un bus de la policía y cinco patrulleros. También hay indicios de otras “protestas” en otras regiones.

Y mientras escribo esto me entero del ingreso violento de unos mineros al Ministerio de Trabajo. Rompieron puertas y ventanas de una dependencia estatal: desgobierno total.

Ya Toledo, García, Humala y PPK habían permitido toma de carreteras, quema de llantas, marchas a cualquier hora y por cualquier lugar y no pasaba nada. No había detenidos, y si los había eran liberados. Hace unos meses, en una de esas tantas marchas, se llegó a quemar un patrullero. Se identificó al autor pero no pasó nada.

En otra oportunidad patearon en el suelo al exvicepresidente Luis Alva Castro y el agresor también fue reconocido, pero nada de nada.

Hasta ahí éramos un país con vientos y mal tiempo: no se podía decir que estábamos totalmente a la deriva pero ahora, con la ingobernabilidad del sur –donde reinan diferentes gobernadores y agitadores dizque ambientalistas–, podemos decir que nos ha llegado un huracán categoría 5 que puede terminar destrozando la república.

La escandalosa liberación de los hermanos extorsionadores Chávez Sotelo (junto con los agitadores contra el proyecto minero Las Bambas) y la vergonzosa abdicación del poder soberano ante el gobernador de Arequipa marcaron un antes y un después, sin contar la desbordante inseguridad ciudadana. Hasta hace poco se podía argumentar que no se enfrentaba el problema por cobardía, que los presidentes desde Toledo a la fecha preferían la comodidad de no comprarse pleitos por temor a la izquierda revoltosa.

EN AREQUIPA LAS HORDAS AMENAZAN A QUIEN QUIERE TRABAJAR

Pero la situación actual ya rebasó todo límite de permisibilidad. Si el gobernante no actúa caerá en falta grave, en abandono de sus funciones especificadas claramente en la Constitución: “Velar por el orden interno”. En Arequipa las hordas amenazan abiertamente a quien quiere trabajar. El Estado ha abandonado a sus ciudadanos.

Lo que vemos es un desentendimiento total de la grave situación, un indiferencia olímpica de la anarquía reinante.

Martín Vizcarra le está poniendo en bandeja a la izquierda radical su sueño dorado: llegar al caos generalizado y al levantamiento de las turbas que conduzcan al establecimiento de su proyecto totalitario. Aparte de querer salvar su pellejo –y ante la falta de señales claras de su gestión– no descarto en esto cierta intencionalidad política del presidente.

Fotos: RPP/El Popular

Opinión

Nido de serpientes

Seguir leyendo

Opinión

Elecciones risibles

Seguir leyendo

Opinión

#LoMásLeído: Mensaje mafioso

Seguir leyendo

Tendencias

Director: Ricardo Vásquez Kunze.


Contacto: [email protected]

Copyright © 2019 Todos los derechos reservados a favor de Político.pe. Aviso Legal. Desarrollado por Smart! Grupo Creativo