Connect with us

Opinión

Luis Bedoya Reyes, Joven Centenario

Publicado

el

De una manera criollona, vivaz, astuta y siempre correcta, el líder histórico del PPC dio cátedra sobre cómo se manejan eficientemente las cosas en el Perú, dejándonos un legado de obras en su momento muy criticadas pero que a la larga demostraron ser ultranecesarias.



El viernes 1 de junio tuve el gran gusto de asistir invitado al lanzamiento del libro Joven Centenario: Realidades de una Vida, la autobiografía de don Luis Bedoya Reyes, el último de los grandes políticos del Perú, publicada por el Fondo Editorial del Congreso. A pesar de haberme despertado a las 4:30 am para cumplir con mi ración diaria de trote mañanero, sufrí con gusto al final de la tarde de ese día el vía crucis de ir de San Isidro al Congreso en el caótico e insoportable centro de Lima para ver a quien considero ejemplo viviente de lo que es la decencia, la limpieza y la ejemplaridad en la política peruana, esa caracterizada hoy por la mezquindad y la búsqueda del provecho personal.

Bedoya Reyes es un hombre que nunca se arrodilló por un plato de lentejas –como es usual en la política de hoy– y siempre mantuvo en alto sus ideales socialcristianos y democráticos. De una manera criollona, vivaz, astuta y siempre correcta dio cátedra sobre cómo se manejan eficientemente las cosas en el Perú, dejándonos un legado de obras como el Zanjón (que hace rato debería llamarse Vía Expresa Bedoya en honor a quien vio más allá de su nariz, desde siempre muy grande) que en su momento fueron muy criticadas pero que demostraron a la larga ser ultranecesarias.

Esa visión de estadista y de futuro, tan rara de encontrar hoy, hace del Tucán al presidente que lamentablemente nunca tuvimos ni tendremos. Nunca supo desembarazarse del membrete de derechista que la felizmente hasta hoy anarquizada izquierda le endilgó. Para suerte de todos, sin embargo, los que hoy creemos en modelos de desarrollo eficientes ya no tenemos vergüenza en decir que somos de derecha; y gritaremos con la frente en alto y la cara al sol nuestra visión del mundo para consolidar de una vez por todas en el Perú un camino a la erradicación de la pobreza y la incultura, tal y como lo hubiera querido Bedoya.

Entre las innumerables frases célebres de Bedoya que quedarán en nuestro activo intangible están, entre otras, esas que dicen que “las elecciones se ganan con las masas, pero se gobierna con la élite” o que “antes de volverse indecente la política peruana se vulgarizó” o que “los rosados son peores que los rojos por impredecibles”.

También es exquisitamente acucioso en sus descripciones de los políticos actuales de quienes en el caso de Keiko por ejemplo opina: “Es una chica agradable, cordial, criolla. No puedo opinar con respecto a la profundidad de su conocimiento. Pero es que su padre tampoco lo dio a conocer. ¿Es parte de un arte, una costumbre oriental, de un acomodo para no contestar a cuanto impertinente pregunta? Uno no lo sabe. Pero el estilo de su padre era ese”. O cuando afirma que “Toledo es un charlatán, no confío en él” (antes de lo de los 20 millones) o sobre Humala: “Es un hombre desconfiado y Nadine una figura grácil, juvenil que toma con cierta intrascendencia las cosas y no lo hace mal. Y sobre la figura dominante de las mujeres opinaba que “más jalan tetas que veinte carretas”.

En fin, tenemos el privilegio de seguir teniendo entre nosotros a un grande de grandes. Un Luis Bedoya Reyes que, al final de la presentación de su libro y luego de tres horas de comentarios de altísimo nivel de Raúl Diez Canseco, Raúl Ferrero Costa y Arturo Salazar Larraín, confesó haberlos aplaudido solo por cortesía: ¡resultó que no escuchó nada de lo que dijeron porque se había olvidado de sus auriculares!

Seguir leyendo
Click para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Opinión

De Borbón a bribón

Seguir leyendo

Opinión

Los obstruccionistas

Seguir leyendo

Opinión

Escuelita de periodismo

Seguir leyendo

Tendencias

Contacto: [email protected]

Copyright © 2019 Todos los derechos reservados a favor de Político.pe. Aviso Legal. Desarrollado por Smart! Grupo Creativo