Connect with us

Opinión

La revolución social de PPK

Publicado

el

Sus frases no han sido las de un izquierdista, sino las de un hombre de derecha preocupado por los inmensos contrastes de nuestro país.



Pedro Pablo Kuczynski nos sorprendió con su discurso de recepción de credenciales. No fue la clásica alocución sobre la unión nacional: más allá de limar las asperezas de la campaña, fue más allá y nos entregó palabras de esperanza por una verdadera transformación. “Todavía nos falta un cambio adicional, que es la revolución social que necesitamos en el país”.

PPK definió la gran tarea del gobierno entrante de igualar las provincias con la capital. “Igualar a los que viven en los Andes y en la Amazonía con la Costa; igualar la educación de los que van a los mejores colegios privados con los que van a los colegios públicos que son la gran mayoría; igualar los servicios sociales básicos que debe tener todo ciudadano”. Y dio en el clavo, pues el gran tema de la desigualdad convoca la atención del mundo. “El gran reto es que estas esperanzas no sean defraudadas, que miremos siempre hacia adelante, cuál es el objetivo que queremos. Queremos un país moderno, justo, igualitario, que pueda caminar con la frente en alto en el concierto mundial del cual somos parte”.

Hermosas, sensibles e inteligentes palabras pronunciadas en el primer acto del gobernante elegido. Que conectan con millones de peruanos a los que promete una revolución que atienda las necesidades de educación, salud y agua. Cumplir con las reformas políticas y sociales indispensables, a partir del reconocimiento de los derechos ciudadanos, sería histórico y convertiría a PPK en el agente del cambio que las mayorías exigen.

Agregando a lo dicho en el teatro Municipal, en la cumbre de la Alianza del Pacífico el presidente electo afirmó que el Estado peruano no ha invertido lo suficiente para que el país sea más igualitario. “El Perú, que tiene un desempeño económico bueno desde hace 20 o 25 años, tiene un grave problema y es que no hemos invertido suficientemente en hacer que sea un país más igual, más socialmente desarrollado”.

A PPK, considerado el líder conservador y de derecha, le preocupan los “inmensos contrastes” entre Lima y el resto de ciudades del país. Viene exhibiendo una gran vocación de trascendencia haciendo honor a la conmovedora frase de su madre, que mencionó en el debate presidencial. “Sirve a tu país y busca la excelencia”. Aparece inspirado en ella y si esto es así no necesita definiciones ideológicas que separen, sino movilizar esos grandes objetivos que den forma a la revolución social que está prometiendo.

No son frases de líderes izquierdistas; vienen de un hombre sensible ante la injusticia, que quisiera dejar algo importante tras su paso por el poder. Y ha añadido como otro objetivo la industrialización a partir de la promoción de la inversión privada. Todo esto enmarcado en un gran apoyo a la integración continental.

PPK expresa sus grandes sueños sociales y políticos cuya concreción requiere de un gran apoyo nacional. No tiene el gran partido que lo secunde pero si logra conectar con las esperanzas colectivas tendrá en el pragmatismo desideologizado un gran recurso de transformación. PPK se proclama un revolucionario pero deberá demostrar capacidades y habilidades en el camino que comenzará dentro de un mes. Bienvenidas las ilusiones, los compromisos públicos y las esperanzas. Mucha suerte para aterrizar y comenzar su misión.

Seguir leyendo
Click para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Opinión

Todos vuelven

Seguir leyendo

Opinión

Quien a hierro mata…

Seguir leyendo

Opinión

Libertad de opinión bajo ataque

Seguir leyendo

Tendencias

Contacto: [email protected]

Copyright © 2019 Todos los derechos reservados a favor de Político.pe. Aviso Legal. Desarrollado por Smart! Grupo Creativo