Connect with us

Opinión

Geolocalización: debate que nos desnuda

Publicado

el

Pretenden ubicar extorsionadores en tiempo real pero ni siquiera son capaces de bloquear celulares en penales.



La reciente norma legal que facilita el rastreo de celulares, llamada Ley de Geolocalización, ha sido presentada como parte de las facultades extraordinarias otorgadas por el Congreso. Se la ha ponderado como un instrumento importante en la lucha contra la extorsión.

La disposición ha generado natural controversia por estar en juego el derecho a la intimidad; podría haberse convertido en una noticia más, pero el análisis detallado de la situación estremece. En primer lugar, se sabe que la mayoría de extorsiones se realizan desde los penales, donde todavía no se ha podido instalar bloqueador de celulares… y quizá tampoco se pueda en el futuro. ¿Quien manda a quién?

¿Cuál es la lógica? Si el empleado público con función asignada no puede impedir que un reo use su celular para extorsionar, entonces, ¿ le vamos a dar una norma que permita pescar desde afuera al extorsionador? ¿Así de fácil? ¿No se dan cuenta de que esa norma operará en manos de gente de carne y hueso en la que nadie confía? Y no solo por su incapacidad de bloquear celulares en una cárcel, sino también por el recuerdo de las veces en las que se ha detectado espionaje y chuponeo.

El debate recién ha empezado y generará un nutrido intercambio de argumentos. Pero acá quisiera destacar un elemento adicional: la mayoría de peruanos no roba, no extorsiona y menos es narcotraficante; tampoco se dedica a apretar gente por el celular. La mayoría, más bien, se siente harta de los niveles de inseguridad generalizada.

Pero esa misma mayoría —en la que probablemente usted, lector, se ha reconocido— no parece haber entendido aún que para hacer retroceder la delincuencia hay que aprender a vivir diferente. “Arréglame el tema de la seguridad pero no te metas con mi vida, mucho menos con mi intimidad”, parece ser uno de los mensajes erróneos que está cobrando carta de ciudadanía en el debate.

Saque usted su cuenta y no lo olvide. Quieren hackear a extorsionadores en tiempo real pero no han sido capaces de bloquear celulares en las cárceles desde las cuales se extorsiona. Somos lo máximo, ¿no?

Seguir leyendo
Click para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Opinión

Discriminación aberrante

Seguir leyendo

Opinión

¿Y los 80 hospitales equipados para diciembre de 2019 que prometió, señor presidente?

Seguir leyendo

Opinión

Maki no se perdió de mucho

Seguir leyendo

Tendencias

Director: Ricardo Vásquez Kunze.


Contacto: [email protected]

Copyright © 2019 Todos los derechos reservados a favor de Político.pe. Aviso Legal. Desarrollado por Smart! Grupo Creativo