Connect with us

Opinión

El invierno del patriarca

Publicado

el

"Ser presidente no cambia tu esencia; revela lo que eres". - Michelle Obama



“Ser presidente no cambia tu esencia; revela lo que eres”. La frase pronunciada por Michelle Obama, cuando era primera dama de los Estados Unidos, evidencia que el poder, más que transformar a las personas, saca a luz su verdadera personalidad. Ocurre inconscientemente y por ello quienes ostentan autoridad suelen ser las primeras sorprendidas cuando se le llama la atención porque su innata soberbia y omnipotencia sale a luz.

Sin embargo, sí existen los que saben capear sus deseos irrefrenables de acomodar la verdad y reconducirse por el camino correcto. Pocos, pero existen.

El liderazgo es complicado cuando no se tienen convicciones firmes, cuando la línea entre el bien y el mal es gris y tenue, cuando los valores son pendulares y sin mayor dificultad se escogen los caminos más sinuosos y sin norte claro. Todo ello auspiciado por una sociedad muy dada a dejarse deslumbrar por ídolos de barro, efímeros y de virtudes maquilladas, sostenidos por pergaminos, y trayectorias fabricadas y a la medida. Se trata, generalmente, de sociedades ignorantes o hambrientas de esperanza.

Dicho esto, no sorprende la caída de Pedro Pablo Kuczynski. A mis ojos minimizó al Perú, lo usó durante muchos años sin medir las consecuencias y luego tuvo la osadía de candidatear a la presidencia de la república en dos oportunidades, consciente de la larga y frondosa estela de pasivos que lo acompañaban. Nunca sabremos si fue un gran cínico o si fervientemente creía en su supuesta exitosa trayectoria, transparencia y corrección de sus negocios de asesoría.

Y como a nuestros gobernantes los hemos acostumbrado a la impunidad, entonces no faltará quien diga que no es culpa de PPK sino del sistema.

Un Hamilton Castro que se negó a acompañar a los fiscales al interrogatorio de Jorge Barata a fines de febrero pasado –para evitar hacerle preguntas sobre sus vinculaciones con PPK– hoy hace leña del árbol caído. Solicitó el impedimento de salida del país para Kuczynski demostrando que así es la justicia en nuestro país: jamás adoleció de ceguera sino que siempre ha llevado nombre, apellido y prebenda.

Los medios, aquellos que venden sus editoriales y línea periodística al mejor postor, también tuvieron gran culpa de este endiosamiento. Formaron una argollita –con extensión internacional– que sostenidamente apoyaba al presidente a pesar de sus clamorosos errores. Fueron muy complacientes hasta la renuncia, cuando rápidamente sintonizaron otra melodía y le  dedicaron funestas portadas.

Una de sus incondicionales, Jacqueline Fowks, ahijada de Mario Vargas Llosa y corresponsal de El País en Lima, sigue incrédula ante la evidencia. No pudo evitar poner carga tendenciosa y vil, al informar sobre la renuncia del jefe de Estado con los siguientes titulares: “La guerra interna de los hermanos Fujimori acaba con el presidente, dos semanas antes de la Cumbre de las Américas”; “La dimisión de Kuczynski abre una grave crisis en el Perú”.

Es clarísimo que la crisis la generó el propio PPK por aferrarse al poder y negarse a renunciar ante el primer pedido de vacancia, a pesar de que su incapacidad moral permanente había sido acreditada con creces. Fuerza Popular lo único que hizo fue dejar al descubierto un repulsivo tráfico de votos y compra de voluntades que iban en claro desmedro del país. Finalmente, la Cumbre es de países y no de presidentes_ la presencia de Kuczynski no es indispensable pues la institucionalidad prevalece sobre las personas.

PPK, el patriarca, no ha tenido otoño. El invierno se le ha venido con una insólita rapidez. Meses antes de cumplir los ochenta años, es un hombre derrotado y desprestigiado que no supo pedir disculpas al país.

El perdón hace grandes a las personas y la renuncia del presidente era la gran oportunidad de irse con grandeza. Haberla perdido solo refleja su pobreza de espíritu… aunque nunca es tarde para rectificar y dejar un mensaje de agradecimiento y expiación.

Opinión

No todo está perdido

Seguir leyendo

Opinión

Momento decisivo

Seguir leyendo

Opinión

Los intocables

Seguir leyendo

Tendencias

Director: Ricardo Vásquez Kunze.


Contacto: [email protected]

Copyright © 2019 Todos los derechos reservados a favor de Político.pe. Aviso Legal. Desarrollado por Smart! Grupo Creativo