Connect with us

Opinión

Diethell Columbus: “Es innegable que ha habido pésimos representantes políticos, pero también que no hemos sido los mejores electores”

Publicado

el

Jóvenes profesionales peruanos comparten sus perspectivas inmediatas y a futuro luego de la disolución.



Dicen que toda crisis es también una oportunidad. ¿Cuál puedes ver tú ahora?

La oportunidad de que aquellos que no querían entrar en política de forma abierta lo hagan ahora. Es casi una obligación ciudadana en esta coyuntura tan compleja. Hay que defender y fortalecer nuestra democracia. Lo he dicho y lo reitero: no basta solo quejarse, como lo hace siempre la izquierda. Hay que ser parte de la solución y no del problema; y de paso iniciamos la renovación generacional de nuestra clase política, entendida esta como un proceso en el que los partidos promueven la participación de sus mejores cuadros jóvenes, sin dejar de lado a los que tienen mayor experiencia política y de los que tienen que aprender mucho.

¿Tienes esperanza en que haya una renovación?

Jamás pierdo la esperanza, ¡jamás! Pero en esta oportunidad más que un tema de esperanza se trata de que los partidos deben leer correctamente el mensaje que les ha enviado la ciudadanía. Más allá de lo que pasó con el Congreso, y que seguiré sosteniendo que fue producto de un quiebre del orden constitucional, no hay que ser obtusos para no ver las cosas en su real dimensión. Si la clase política no da muestras reales de querer apostar por una renovación este será el fin del sistema de partidos políticos, y las cosas se irán hacia los extremos radicales. Eso no le conviene al peruano que en las últimas décadas ha logrado cierta estabilidad para él y para su familia. Un dato: el Latinobarómetro de 2018 señala que al 45% de peruanos le da lo mismo si vivimos en democracia o en un régimen autoritario. Así están las cosas en nuestro país. Hay que ser torpes para seguir pensando que esto es solo un tema contra una o dos fuerzas políticas. Aquí está en juego el sistema democrático y el futuro del país.

¿Qué esperas de la composición del próximo Congreso?

Poco y mucho a la vez. Suena a una contradicción, ¡lo sé! Te explico: cuando digo que espero poco me refiero a que por el corto período que trabajará, este nuevo Parlamento deberá tener una agenda acotada con plazos muy puntuales. Y cuando digo que también espero mucho, me refiero que esos pocos temas que se aborden deben ser de una gran significado para el país. Este será el Congreso del Bicentenario, y debe pasar a la historia no como el de la Resistencia sino como el Parlamento del Cambio. Ciertamente, hay que defender el modelo económico que tanto bienestar ha generado y que la izquierda antisistema se ha empecinado en dinamitar, pero no debe dejarse de lado las reformas estructurales en las que ya se han dado algunos pasos. Por ejemplo: la referida a la política de productividad y competitividad que incluye la necesaria y urgente reforma laboral. Asimismo, culminar el proceso de reforma política que implique, entre otras cosas, que aquellos elegidos por voto popular puedan ser vacados si una vez elegidos se detecta que mintieron en sus hojas de vida, etc.

Así como ello, algunas otras normas específicas que ayuden a dinamizar la ejecución de obras públicas como las de agua y desagüe u otras referidas a simplificar el proceso de titulación de tierras o mejorar las normas del sistema anticorrupción.

¿La vieja forma de hacer política ha muerto o, en el fondo, consideras que solo será un cambio cosmético?

Depende de cuán en serio se lo tomen los actores políticos y cuan informada y despierta esté la ciudadanía. Lo he dicho antes y ahora lo reitero: estamos ante una situación compleja con una responsabilidad compartida. Por una parte, es innegable que ha habido pésimos representantes políticos en todos los ámbitos, pero también es verdad que no hemos sido los mejores electores que digamos. Los partidos y la ciudadanía tenemos que aprender de nuestros errores. Confío en que no será solo un tema cosmético.

¿Ha sido la disolución para ti una válvula de escape necesaria?

Una válvula de escape para el Gobierno, sin duda alguna. Para el país, de ninguna manera… Sin ninguna obra o gestión importante que mostrar y habiendo sido derrotados políticamente por la oposición, las guaripoleras y guionistas de este gobierno exigían sangre. Ante esta complejidad, el gobierno decidió apostar por el quebrantamiento del orden constitucional y disolver inconstitucionalmente al Parlamento para salvar su propio cuello. Dicho sea de paso, si el Ejecutivo pensó que con su barrabasada pasaría piola hasta julio de 2021, se equivocaron. La ciudadanía espera obras concretas y en corto plazo. Ya no hay la excusa del Congreso obstructor. Ahora todo está en su cancha con un poder casi ilimitado.

Esta campaña será rápida. ¿Qué recomendación tienes para quienes postularán?

Que no propongan estupideces. Que lean primero qué implica el cargo al que postulan y en función a ello estructuren su plataforma de campaña. Además, recuerden que son parte de un mismo partido y, por tanto, sus propuestas deben guardar una misma visión programática o ideológica.

¿Crees que los candidatos jóvenes la siguen teniendo difícil para ser electos al carecer de presencia mediática?

Por el contrario, creo que los nuevos rostros tienen mayor posibilidad de ser elegidos, siempre y cuando se preparen a conciencia. Sería una lástima que se conviertan en aquellos que tanto dicen despreciar. Sin perjuicio de lo anterior, espero que los electores reflexionen un poco antes de elegir. Votar informadamente es una obligación para con el país. Ahora más que nunca.

Seguir leyendo
Click para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Opinión

El síndrome de Keiko Fujimori

Seguir leyendo

Opinión

Nido de serpientes

Seguir leyendo

Opinión

Elecciones risibles

Seguir leyendo

Tendencias

Director: Ricardo Vásquez Kunze.


Contacto: [email protected]

Copyright © 2019 Todos los derechos reservados a favor de Político.pe. Aviso Legal. Desarrollado por Smart! Grupo Creativo