Connect with us

Opinión

De Churchill a Cateriano

Publicado

el

El flamante premier ingresa a servir al país en su hora más histórica... ¡pero esperemos que no le resulte lo que a Churchill en Gallipoli!



Ha vuelto don Pedro Cateriano, y nomás llegando ha evocado la frase de un grande de la guerra y de la política inglesa, Sir Winston Churchill, quien cuando fuera elegido para defender al Reino Unido de la temible invasión nazi-alemana dijo: “Solo ofrezco sangre, sudor y lágrimas”.

Nuestro Churchill criollo ha juramentado como primer ministro del caviarwealth peruano, en plena era de la COVID-19, prometiendo “sudor, honestidad y conducta democrática”. Está claro que nadie ofrece lo que sobra, y es meritorio que Pedro Cateriano Bellido reconozca la falta de ello en el actual gobierno de Vizcarra. Pudo ser aún más franco y directo, como lo fue Winston Churchill desde un principio, y prometer “desempleo, pobreza extrema y muertos por el coronavirus”, dada nuestra malísima realidad económica y sanitaria. Con todo, entendemos que los excesos de realismo vargasllosiano le pudieran resultar imprudentes.

El nuevo premier anuncia una conducta democrática a pesar de sus antecedentes a la hora de avalar el inconstitucional cierre del Congreso de Vizcarra. Sin embargo, hay que reconocer en él a una persona con olfato para congeniar con las circunstancias que le toca encabezar y que conoce bien los límites del juego democrático. Así, don Pedro ejerce sus actos con sentido práctico y no necesariamente dogmático. Y es, además, consciente del peso específico de su imagen pública.

Se debe a ello que aún le asista el derecho a la duda. Veremos muy pronto hacia adonde se dirigen sus verdaderas intenciones, y si habrá elecciones limpias o no en el 2021, en particular sin persecuciones ni trampas al fujimorismo y aprismo.

El escritor Mario Vargas Llosa escribió una columna premonitoria sobre el temor a caer en dictadura como resultado de la COVID-19. Con Vizcarra aún de presidente, junto con el inamovible ministro que mantiene el toque de queda, se ahondan no solo los daños económicos sino el recorte de las libertades personales en el país.

Esperaría que Cateriano sea más audaz que sus pares golpistas. Pero, a diferencia de Sir Winston Churchill –quien sirvió con gallardía al rey inglés– don Pedro lo hizo antes para Nadine Heredia, quien pronto será juzgada por sus desmadres y coimas en el proyecto del Gasoducto del Sur, ¡que con sus 30 mil millones de soles es sin dudas la estafa más grande al Perú de todos los tiempos! En cuanto a la Refinería de Talara, siguiendo con el patrón de sobrecostos, para cuando termine este proyecto habrá costado el triple: es decir, 100 mil millones tirados directamente al tacho de la basura. Todo ello a cambio de los 3 milloncitos en efectivo que, como cuota inicial, habrían recibido los cónyuges en la Av. Armendáriz, turbia cortesía de Marcelo Odebrecht y de Luiz Inácio Lula da Silva.

Haría bien el premier en marcar distancia de la corrupción. No de palabra, como Vizcarra, sino en los hechos: no se puede servir a la patria pero seguir trabajando para el diablo. Pues si Cateriano ha llegado al premierato solamente para salvar las apariencias de la desprestigiada clase caviar, de cara al proceso electoral, eso será imperdonable.

Durante la Segunda Guerra Mundial, Churchill agradeció a los pilotos ingleses y polacos que protegieron el espacio aéreo inglés de los bombardeos alemanes con gran heroísmo. A ellos, dedicó una frase que es hizo historia: “Never was so much owed by so many to so few”. Parafraseando sus palabras, podríamos decir hoy que “nunca tan pocos caviares hicieron tanto daño al Perú y en tan corto tiempo, como durante la pandemia de la COVID-19”. Por ello, en esta –su segunda oportunidad– Pedro Cateriano ingresa a servir al país en su hora más histórica… ¡pero esperemos que no le resulte lo que a Churchill en Gallipoli!

Seguir leyendo
Click para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Opinión

De Borbón a bribón

Seguir leyendo

Opinión

Los obstruccionistas

Seguir leyendo

Opinión

Escuelita de periodismo

Seguir leyendo

Tendencias

Contacto: [email protected]

Copyright © 2019 Todos los derechos reservados a favor de Político.pe. Aviso Legal. Desarrollado por Smart! Grupo Creativo