Connect with us

Opinión

¿”Congreso disuelto, problema resuelto”?

Publicado

el

Como todo no puede resultarle a la perfección, Vizcarra está sufriendo serios reveses: la admisión por parte del TC de la demanda competencial presentada por Pedro Olaechea, y la reelección y retorno de connotadas figuras políticas.



“¡Congreso disuelto, problema resuelto!” debe haber estado pensando Vizcarra el 30 de septiembre cuando decidió, de facto, cerrar el Congreso de la República, pretendiendo hacernos creer que con ello se solucionarían los graves problemas del país. Como bien señala Ignacio Camacho (ABC, 05.11.2019) “el populismo triunfa y se contagia aprovechando esa generalizada pereza que provoca en la opinión pública un desolador vacío de ideas. Qué líder se va a molestar en dirigirse a ciudadanos maduros, capaces de discurrir por su cuenta, cuando puede ganar voluntades a base de baratijas ideológicas y de demagogia garbancera”.

Pero, como todo no puede resultarle a la perfección, Vizcarra está sufriendo serios reveses. Dos para ser más exactos.

El primero, la admisión a trámite (ya notificada) por parte del TC de la demanda competencial interpuesta por el presidente del Congreso, Pedro Olaechea, contra el Ejecutivo. Como lo hemos señalado anteriormente, más allá del resultado final, el TC fijará reglas claras denominadas como PRECEDENTE para así evitar en lo sucesivo mesianismos dictatoriales. El segundo tiene que ver con los candidatos para las próximas elecciones del 26 de enero. No solo es la reelección de connotadas figuras políticas (Mauricio Mulder) o el retorno de otras (Martha Chávez), sino de personajes controvertidos (el excontralor Edgar Alarcón Tejada, destituido por el Congreso, y Antauro Humala Tasso, sentenciado por asesinato).

Sobre esto último, Augusto Álvarez Rodrich (La República, 04.11.2019) espetó: “No digan que hay renovación porque es más de lo mismo”. Resulta anecdótico –por decirlo de alguna manera– que uno de los conspicuos promotores del golpe de Estado se sienta indignado por la “calidad” de los candidatos.

Ambos retrocesos deben tener preocupado al señor Vizcarra, aunque al no existir control político alguno (ni qué decir de las inexistentes instituciones como la Defensoría del Pueblo, Contraloría, Poder Judicial y Ministerio Público) hace y deshace antojadizamente acorde a su intereses personalísimos, y nunca pensando en nuestro país. Enarboló la lucha frontal contra la corrupción, endosando toda la responsabilidad al fujimorismo y aliados, pero hoy con un Parlamento disuelto –sin oposición alguna– los resultados preliminares que estamos viendo saben a intercambio de favores, como en el caso del esposo de la ministra Zulema Tomás, a enormes irregularidades en los ascensos de la PNP, entre otras perlas que la mayoría de la prensa calla.

Seguir leyendo
Click para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Opinión

No todo está perdido

Seguir leyendo

Opinión

Momento decisivo

Seguir leyendo

Opinión

Los intocables

Seguir leyendo

Tendencias

Director: Ricardo Vásquez Kunze.


Contacto: [email protected]

Copyright © 2019 Todos los derechos reservados a favor de Político.pe. Aviso Legal. Desarrollado por Smart! Grupo Creativo