Connect with us

Opinión

Cinismo a nivel cuello blanco

Publicado

el

Si Fujimori destruyó la institucionalidad, la prensa mermelera nos está llevando a algo peor: a la mentira generalizada, a la histeria colectiva y al odio irracional contra el oponente, aguardando a que la masa se desboque y Lava Jato pase al olvido.



Si Fujimori destruyó la institucionalidad, la prensa mermelera nos está llevando a algo peor: a la mentira generalizada, a la histeria colectiva y al odio irracional contra el oponente, aguardando a que la masa se desboque y Lava Jato pase al olvido.

Leo El Comercio hace 60 años. Mi abuelita me sentaba en la mesa y me decía: “Esta es la mejor manera de aprender a leer”. Desde entonces, el Decano de la prensa nacional pasó a ser parte de mi mundo, de esa esfera mental con la cual uno viaja toda la vida –valga la redundancia– por este mundo.

Seguramente todos hemos leído algún clásico de la literatura universal en el que una pluma privilegiada ha descrito hasta dónde pueden llegar los seres humanos cuando se ven acorralados, hasta dónde la bajeza ocasiona que las vidas ajenas no valgan nada, que la desgracia que podamos ocasionar a otros desaparezca de nuestra conciencia moral: ese momento en el que perdemos la vergüenza, y el cinismo y la hipocresía se enquistan en nuestra mente haciéndonos actuar como si nuestros crímenes fueran cosa normal.

Eso es lo que está pasando ahora con El Comercio y con otros diarios: sus directivos han perdido calidad humana, han descendido al salvajismo social llevando puesta una corbata –lo que hace que parezcan normales, pero son iguales o peores que un criminal–, porque amparando a inescrupulosos y malévolos periodistas –perfectamente conscientes de lo que hacen– están destruyendo la sociedad.

Hace unos dias le conté a El Comercio seis noticias en primera página solo referidas al fiscal Chavarry; una cacería descarada. De Lava Jato nada de nada; no existe, menos de un señor que se apellida Graña. No solo el Decano y su grupo han caído en esta bajeza, sino también La República, compadres ahora en cubrir actos delincuenciales.

Tampoco es que mi decepción respecto a El Comercio tenga que interesar. Mi preocupación es el futuro cercano de nuestro país. ¿Hasta dónde vamos a llegar? Los ciudadanos de una verdadera nación comparten la misma historia, cultura, idioma, etc. Se mantienen unidos y avanzan sabedores de lo que está pasando, de lo que hacen los demás, en base a lo que ven,  a lo que escuchan, a lo que transmiten los medios de comunicación. Si estos desinforman, ocultan información o mienten descaradamente, están inflingiendo al país un daño inconmensurable.

Señor, ilumina a nuestro pueblo para que pueda ver la verdad de entre las tinieblas del cinismo.

Estados Unidos, 13 de noviembre de 2018

Seguir leyendo
Click para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Opinión

Negociación con rehenes

Seguir leyendo

Opinión

A la punta de la teta

Seguir leyendo

Opinión

El montesinismo está de vuelta

Seguir leyendo

Tendencias

Director: Ricardo Vásquez Kunze.


Contacto: [email protected]

Copyright © 2019 Todos los derechos reservados a favor de Político.pe. Aviso Legal. Desarrollado por Smart! Grupo Creativo