Connect with us

Opinión

 A ver, ¿quién marcha por Nadine?

Publicado

el

"Somos un país muy machista y no toleramos que una mujer sea exitosa", ha dicho Santiago Gastañadui.



Santiago Gastañadui, flamante asesor de Humala —aún nos preguntamos asesor en qué, cuál es el sentido de tal canonjía—, ha apelado, faltaba más, al conocido libreto que viene usando el humalismo para defender a su única y verdadera presidenta Nadine Heredia de la acusación de usurpación de funciones: la venganza política. Con la perla adicional de que ha intentado subirlo al coche del rechazo a la discriminación de género, declarando que ha sido el machismo —celoso del éxito alcanzado por una mujer— el que le ha puesto la cruz por haberse ganado, además, “el cariño del pueblo”.

Haciendo un poco de deconstrucción, y tratando en esa línea de ser objetivo (aunque no se pueda complacer a todo el mundo, como ya lo demostrarán los comentarios que surjan sobre este humilde artículo), se debe conceder razón al señor Gastañadui en cuanto a lo de venganza política. Tal categoría hasta redundante resulta, siendo realistas frente a lo que significa moverse en la arena política y cuando analizamos el caso de la pareja presidencial, que gracias a su torpeza y deslealtad sistemática ha sabido dejar a su paso por el Ejecutivo una estela de resentimientos y pasiones encontradas.

En cuanto a lo del afecto popular, si es verdad que dicha “persecución” es por su condición de “mujer exitosa” y supuesta líder de masas no se entiende cómo no se le ha ocurrido antes a Gastañadui aconsejar a la señora Heredia que aproveche estos recursos para sortear los ataques.

Bien fácil: que la ex primera dama convoque ya mismo a una marcha multitudinaria que llenando calles y plazas (a lo largo de varios kilómetros, ¿quién lo duda?) haga sentir al Legislativo y al Poder Judicial el enorme respaldo con el que cuenta entre la población, que de ser cierto impedirá que salga perjudicada de los procesos que afronta. Total, ha quedado patente la disposición de los peruanos de bien para levantarnos, en cualquier momento, en defensa de las víctimas de discriminación y violencia de género.

¿Por qué no habríamos de marchar por Nadine, siendo ella precisamente “mujer”, “exitosa” y “popular”? A ver, ¿quién dijo yo? 

Seguir leyendo
Click para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Opinión

Elecciones risibles

Seguir leyendo

Opinión

Mensaje mafioso

Seguir leyendo

Opinión

Unas de CAL, otras de arena

Seguir leyendo

Tendencias

Director: Ricardo Vásquez Kunze.


Contacto: [email protected]

Copyright © 2019 Todos los derechos reservados a favor de Político.pe. Aviso Legal. Desarrollado por Smart! Grupo Creativo