Connect with us

Opinión

A tres años del Bicentenario, recordando el Centenario

Publicado

el

Cuando el Gobierno anuncia difusos preparativos para la celebración del Bicentenario de nuestra independencia, es importante recordar el extraordinario trabajo desplegado por el presidente Augusto B. Leguía en 1921 y 1924.



Cuando el Gobierno anuncia difusos preparativos para la celebración del Bicentenario de nuestra independencia, es importante recordar el extraordinario trabajo desplegado por el presidente Augusto B. Leguía en 1921 y 1924 (centenarios de la independencia y de la batalla de Ayacucho, respectivamente). Fueron eventos de gran magnitud en el que treinta y seis delegaciones de América, Europa y Asia apreciaron una ciudad moderna y admirablemente recuperada de los estragos de la guerra con Chile.

Lima fue transformada y embellecida. Se inauguraron amplias arterias, como las avenidas Arequipa, Colonial y Venezuela. También majestuosos monumentos, parques, el hospital Arzobispo Loayza, la casona de la Sociedad de Fundadores de la Independencia, los museos Arqueológico y Bolivariano, la Plaza y monumento al general San Martín, el Palacio Arzobispal. La histórica Iglesia de San Marcelo fue transformada en Panteón de los Próceres, se iluminó la plaza de Armas, la Casa de Gobierno, la Catedral de Lima, el Palacio de Torre Tagle y los edificios públicos.

Fue esplendoroso el Te Deum en la Catedral. Hubo corrida de toros, bailes, banquetes, funciones de teatro, cinema y circo gratuitos, almuerzos y retretas.
Un alegre corso con doce carros alegóricos, un vistoso desfile militar, otro escolar y una carrera de gala en el hipódromo de Santa Beatriz fueron parte de la fiesta cívica, amenizada por bandas de músicos, fuegos artificiales y estruendosas bombardas japonesas que hicieron inolvidables esos eventos. Al mismo tiempo, se otorgó la Orden del Sol en el máximo grado –la Gran Cruz con Brillantes– a jefes de Estado de dieciséis países americanos, de China, Portugal, Francia y Alemania, a los Reyes de España, Bélgica, Italia, Países Bajos, Noruega, Dinamarca, Suecia, al emperador del Japón y al secretario de Estado del Papa Benedicto XV.

Se trató de un trabajo bien planificado y de calidad, realizado con notable esfuerzo por el presidente Leguía, a pesar de que dos semanas antes del arribo de las delegaciones –el 3 de julio de 1921– un misterioso incendio arrasó gran parte del Palacio de Gobierno. El objetivo de proyectar una capital reconstruida se cumplió a cabalidad; salvo el monumento al Ejército Libertador (Paracas) el programa se concentró en Lima, una ciudad que en esa fecha tenía 200 mil habitantes.

Hoy no sabemos qué obras, objetivos y programas se proyectan en una Lima de 9 millones 400 mil habitantes… y menos qué se hará en el resto del país. En este contexto es importante que para el 2021 esté construido un local para el Archivo General de la Nación. Esta institución hoy funciona en un sótano del Palacio de Justicia en precarias condiciones y reducido espacio, cargado de humedad y ácaros, no obstante almacenar valiosos manuscritos de tiempos de la Conquista, Virreinato y República que suman 29 mil metros lineales de documentos.

Una sugerencia: así como el presidente Leguía asumió directamente la organización y puesta en marcha de los actos conmemorativos del Centenario, el presidente Vizcarra también debe hacerlo para el Bicentenario. De esa decisión depende el éxito de lo que se haga en recuerdo a esa fecha trascendental. Y una segunda exhortación: que el Gobierno o la Municipalidad de Lima designen una obra importante con el nombre de Augusto B. Leguía, en reconocimiento al notable trabajo que desplegó el exmandatario para reconstruir y modernizar nuestra capital. De esta manera se rompería, además, el mezquino olvido o silencio a su figura.

Seguir leyendo
Click para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Opinión

Caviares no quieren soltar el TC

Seguir leyendo

Opinión

COVID-19: fiasco gubernamental

Seguir leyendo

Opinión

El verdadero grupo de poder

Seguir leyendo

Tendencias

Director: Ricardo Vásquez Kunze.


Contacto: [email protected]

Copyright © 2019 Todos los derechos reservados a favor de Político.pe. Aviso Legal. Desarrollado por Smart! Grupo Creativo